TOP

EL 76% DE LAS EMPRESAS ESPAÑOLAS PROHÍBE A SUS EMPLEADOS ACCEDER A LAS REDES SOCIALES

Más de la mitad de los empresarios piensa que a través de las redes sociales se puede atacar los equipos y datos sensibles de la empresa. Además del acceso a las redes sociales, las empresas también limitan el intercambio de archivos entre compañeros, los juevos en línea y el 'streaming' de vídeo. Se trata de una estrategia para la protección de los archivos informáticos ante las amenazas de la Red.

El 76% de las empresas en España restringe el acceso a las redes sociales, pues consideran que los trabajadores pondrían en riesgo la productividad de las mismas. El bloqueo es incluso mayor que la media europea, que muestra que el 72% de las empresas se protege de esta manera de las amenazas para la seguridad informática que las redes sociales representan, junto con los servicios de intercambio de archivos.
Según los resultados de un estudio realizado por la compañía de seguridad Kaspersky, el 56% de los responsables de informática está en contra del uso de las redes sociales en la empresa.

Las redes sociales se han convertido recientemente en uno de los principales canales de distribución de virus, gracias a su popularidad y vulnerabilidad emergentes de estos recursos en línea. El peligro es más notable en Twitter, donde el código maligno puede surgir con la simple lectura de un mensaje infectado. De acuerdo con expertos de Kaspersky, las redes sociales están siendo blanco de numerosos ataques, por lo que la preocupación mostrada por las empresas en esta materia está plenamente justificada.
Redes como Facebook, Twitter, Likedin o Google+ ocupan el segudo lugar entre las actividades prohibidas con más asiduidad en la empresa, siguiendo al intercambio de archivos entre compañeros. En el tercer lugar, están restringidos los juegos en línea. Otras actividades que están restringidas frecuentemente son el acceso a algunos sitios web, el streaming de vídeo y los servicios de mensajería instantánea