LA COMISIÓN DE LIBERTADES PIDE AL GOBIERNO QUE SE DEFINA SOBRE EL TRÁFICO DE DATOS EN LA RED

Ha dejado de ser un mito para convertirse en una realidad tangible en el día a día. Si todavía muchas personas cuando se detienen a reflexionar sobre la magia de avances como el teléfono o la televisión se sorprenden, no es de extrañar que la red continúe sin conquistar su confianza.
Sin embargo, hoy en día un usuario puede desde de su casa realizar trámites como la declaración de la renta o incluso comprarse un coche. En estas gestiones quedan en Internet huellas de nuestra personalidad, cuánto ganamos, lo que nos descuenta la Seguridad Social... Todos estos, datos que se enmarcan en el ámbito de la vida privada y que por ello deben ser debidamente protegidos.
Haciéndose eco de esta preocupación, la Comisión de las Libertades e Informática (CLI) ha pedido al Gobierno que se 'defina' respecto a la propuesta europea relativa a la conservación de los datos de tráfico en las comunicaciones electrónicas, de acuerdo con las exigencias del derecho fundamental a la protección de datos de carácter personal.
La propuesta fue presentada al Consejo de la UE el pasado 28 de abril por Francia, Irlanda, Suecia y Reino Unido con el fin de armonizar los periodos de conservación de los datos de tráfico de las comunicaciones electrónicas. Esta proposición solicita una retención mínima de un año y máxima de tres años.
El Grupo Europeo de Protección de Datos ha emitido ya su dictamen al respecto, abogando por una reducción de los plazos de conservación, según la CLI, que recuerda que la retención de los datos de tráfico, más allá de lo estrictamente necesario para la prestación del servicio por el operador y demás intereses comerciales legítimos, 'supone una intromisión en el derecho al secreto de las comunicaciones'.
El Tribunal Europeo de Derechos Humanos únicamente admite la legitimidad de dichas intromisiones, siempre y cuando sean necesarias en una sociedad democrática, conformes a las finalidades enumeradas en la Convención Europea de Derechos Humanos, y sean reguladas en una ley.
La Comisión recuerda que el tratamiento masivo e indiscriminado de los datos de tráfico está expresamente contemplado en la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información (LSSI) por un periodo máximo de 12 meses.
La CLI solicita al Gobierno que elabore el Reglamento de desarrollo del artículo 12 de la LSSI, incorporando las debidas garantías para asegurar el respeto de los derechos fundamentales de los ciudadanos, y defina de esta manera su posición al respecto tanto en España como ante la UE.
De la Comisión forman parte, entre otros, la Asociación de Internautas (AI), la Asociación Pro Derechos Humanos de España, Comisiones Obreras, UGT y la Confederación de Consumidores y Usuarios.
¿Quién custodia nuestros datos personales?
La Agencia de Protección de Datos es el ente encargado de velar por el cumplimiento de la legislación sobre protección de datos de carácter personal y controlar su aplicación, en especial los derechos de información, acceso, rectificación, oposición y cancelación de datos. Además debe velar por la publicidad de la existencia de los ficheros de datos de carácter personal; proporcionar a las personas información acerca de sus derechos en materia de tratamiento de los datos de carácter personal; atender las reclamaciones y peticiones formuladas por las personas afectadas; sancionar cuando no se cumpla la ley; y finalmente, ejerce el control y adopta las autorizaciones que procedan en relación con los movimientos internacionales de datos. El ámbito de aplicación de la Ley Orgánica de Protección de Datos está constituido por los datos de carácter personal registrados en un soporte físico y que son susceptibles de tratamiento y se extiende a toda modalidad de un uso posterior de estos datos, tanto sean utilizados pro el sector público como por el privado. Esta ley tiene como objetivo garantizar y proteger, en materia de datos personales, las libertades públicas y los derechos fundamentales de las personas. Según la doctrina que el Constitucional ha ido aplicando en sucesivas sentencias, el derecho a la protección de datos personales se presenta como fundamental cuya finalidad es garantizar el poder de control sobre el uso o destino de cualquier tipo de dato que haga referencia a su persona.

TOP