UN CONTADOR POCO CONFIDENCIAL

La confidencialidad de los conductores esta en entredicho desde la entrada en vigor del nuevo carnet por puntos.  El saldo de puntos de cada conductor español debía ser confidencial, aunque la dirección general de Trafico (DGT) facilita esta cifra en su pagina Web (www.dgt.es) con la simple petición del numero de permiso (el DNI) y la fecha de expedición del permiso de conducir. Estos datos personales, que en un principio sólo debería conocer cada conductor los suyos, están en posesión también de las compañías aseguradoras. Así, con este nuevo sistema de carnet por puntos, las aseguradoras pueden controlar las infracciones que van realizando sus clientes y los puntos que les quedan. Y, con esta información, pueden rechazar asegurar a determinados clientes si consideran que los puntos que tienen no son escasos.


Las compañías de seguros eran en principio una salvación para los conductores que perdieran el carnet con el nuevo sistema de puntos, pues ofrecen pólizas que indemnizan con un mínimo de 300 euros al mes al tomador del seguro en caso de tal pérdida por los problemas que este castigo pueda acarrear. Conociendo el saldo de puntos de sus clientes, las compañías pueden negarse a renovar el seguro a un conductor que tenga pocos puntos para evitar así el pago de tal indemnización.

Antes de la implantación del carnet por puntos se dijo que las aseguradoras no podrían saber si sus clientes perdían puntos, ya que la Agencia de Protección de Datos informó que impediría que éstas accedieran al registro de infractores. La patronal de las aseguradoras, Unespa, luchó por cambiar esta situación y parece ser que, al menos por ahora, lo ha conseguido. SEGRE pudo comprobar ayer mismo cómo las aseguradoras disponen del DNI y la fecha de expedición del carnet de conducir de sus clientes, con lo que pueden conocer su saldo de puntos en cualquier momento. Eso sí, con estos datos personales no podrán conocer cómo ha perdido los puntos cada conductor.

TOP