TOP

PROTECCIÓN DE DATOS ABRE EXPEDIENTE AL TRIBUNAL DE CUENTAS TRAS UNA DENUNCIA DE LA HACIENDA FORAL

Según ha podido saber DEIA, la denuncia por parte del departamento foral de Hacienda y Finanzas se presentó a primeros de mes, tras lo cual el órgano que defiende la protección de los datos privados en Euskadi ha iniciado diligencias para comprobar los términos de la denuncia y ha dado parte de la misma al Tribunal que dirige en la actualidad María Asunción Macho.

En el meollo de la actuación presuntamente indebida se encuentra el grupo de cuatro técnicos del Tribunal Vasco de Cuentas que trabajan durante casi todo el año en las dependencias centrales de la Hacienda de Bizkaia, realizando su labor de fiscalización tanto de la Diputación como de las diversas sociedades que dependen del organismo foral.

Con la Ley de Protección de Datos en la mano, estos funcionarios del Tribunal deben manejar todos los datos solicitados a la Hacienda para realizar su trabajo sin ningún nombre o elemento que identifique al contribuyente sea persona, empresa o institución.

Para ello cada uno de los contribuyentes cuenta con un número de expediente que es el que deberían manejar los miembros del TVC en sus reuniones de trabajo, algo que, según lo expuesto por Hacienda a la Agencia de Protección de Datos, no ocurre.

Datos confidenciales enviados a Gasteiz
En concreto consideran que el TVC gestiona, en su labor de fiscalización, datos financieros y de IRPF de contribuyentes, con nombre y apellidos, que aparecen en los expedientes de Hacienda.

Incluso, esos datos descubiertos al no utilizar la identificación anónima también fueron enviados en sus informes a la sede del TVC en Gasteiz con lo que, presuntamente, los datos financieros y fiscales de esos contribuyentes estarían en posesión de más personas que el equipo de cuatro técnicos desplazados a la Hacienda.

Esta presunta situación irregular fue detectada por los responsables del departamento que dirige el diputado foral, José María Iruarrizaga, en el trámite de trabajo habitual de los técnicos del TVC. Tal y como manda la legislación, la institución fiscalizada debe aportar todos los documentos que solicite el Tribunal para su investigación. Una vez concluida esa labor, los técnicos del TVC deben devolver los documentos prestados adjuntando con ellos una copia del informe elaborado que es el que se envía a Gasteiz para redactar finalmente el informe fiscalizador.

En esos folios es donde consta la filiación y los datos tributarios de varios contribuyentes, en lugar de, únicamente, el número de expediente que le ha adjudicado la Hacienda Foral, según ha podido saber este periódico.

Aviso previo y alegaciones
Fuentes de toda solvencia han indicado que antes de poner los hechos en conocimiento de la AVPD, Hacienda ya avisó de las supuestas irregularidades a los propios autores de las mismas tanto de sus reuniones internas como del hecho de existir documentación escrita al respecto.

Una vez abierto el expediente y en el procedimiento estipulado en estos casos, tras recibir la comunicación de la AVPD, el Tribunal Vasco de Cuentas dispone de 15 días para presentar las alegaciones que estime pertinentes. Esta forma de recurso tanto puede realizarse por escrito como puede ocurrir que los investigadores de la AVPD citen en su sede personalmente a los implicados en las diligencias abiertas.

Fuentes de la Agencia Vasca de Protección de Datos no quisieron desmentir ni confirmar el expediente abierto contra el Tribunal, ya que «no es nuestra política dar información de las denuncias hasta que no se hayan resuelto de alguna manera», indicaron. La misma respuesta aportó el Tribunal Vasco de Cuentas a la hora de confirmar la apertura del expediente por parte del AVPD. Fuentes del organismo aseguraron literalmente que «ni desmentimos ni confirmamos» aunque sí quisieron dejar claro dos cosas. «El Tribunal -indicaron- está puesto al día en el cumplimiento de la normativa de la protección de datos, tanto aportando los ficheros a la Agencia que los protege como en los procedimi