TOP

Solo un 10% de PYMEs cuenta con un programa de compliance

Transcurrido menos de dos años desde la reforma del Código Penal, en la cual se establecen los criterios que deben seguir las empresas para prevenir la comisión de delitos, tanto por sus administradores y representantes legales como por sus directivos y empleados, solo una de cada diez pymes en España ha implantado hasta el día de hoy un programa de cumplimiento normativo y prevención de delitos (comúnmente denominado Compliance).

A pesar que la nueva regulación no obliga a las personas jurídicas a adoptar este programa, el artículo 31 bis le atribuye una especial importancia, pues su correcta implementación puede atenuar e incluso eximir la responsabilidad penal de las personas jurídicas. “No implementar un programa de cumplimiento normativo y prevención de delitos deriva en una omisión empresarial cuya consecuencia, en caso de comisión de delitos en su seno, es la responsabilidad penal de la persona jurídica (con absoluta independencia de que la misma sea de pequeña o mediana dimensión en términos económicos o de número de asalariados); todo ello sin perjuicio de la responsabilidad que recaiga en sus administradores.

Aunque la jurisprudencia generada por el Código Penal es escasa (hasta la fecha solo 6 sentencias), el Tribunal Supremo ha dictado ya sentencias, condenando a la persona jurídica por conductas delictivas recogidas ya en la Reforma del Código Penal de 2010.

Dada la relevancia de esta Reforma, la Fiscalía General del Estado emitió la Circular 1/2016 el pasado mes de febrero, dando instrucciones a los fiscales para la aplicación y graduación de las penas derivadas de la responsabilidad penal de las personas jurídicas. En ella se valora positivamente la colaboración externa para la implantación del programa de cumplimiento normativo y prevención de delitos.

Las personas mejor capacitadas para colaborar en las pymes en la implantación de un programa de cumplimiento son: los abogados, por su formación jurídica penal; los consultores, por su conocimiento interno de la empresa; y los auditores de normas ISO, por el potencial de estandarización y estructuración que tiene la metodología de implantación de normas ISO.

Presumiblemente, a lo largo de este año y el 2017 veremos como la Reforma del Código Penal tiene un impacto ejemplarizante en el mundo empresarial y de una manera gradual las pymes irán adoptando sistema de organización, vigilancia y control y los Planes de prevención de delitos”,