DGT 3.0: Tu coche controlado y geolocalizado en todo momento

In junio 14, 2022
On Blog
Comments off
75 Views

DGT 3.0 es un proyecto basado en una plataforma que se encuentra en la nube, desarrollada y pensada para la recogida de datos en tiempo real de todos los vehículos que circulan por las carreteras españolas. Mediante una red 5G y el Internet de las Cosas centrado en los vehículos conectados, nuestro smartphone evitará obstáculos relativos al tráfico en tiempo real.

Se trata de un plan que comenzará a funcionar en el año 2026, momento a partir del cual, el hecho de que un coche disponga de una conexión a internet implicará una constante comunicación con la Dirección General de Tráfico (en adelante, DGT), así como un control total por parte de ella. Pero ¿hasta qué punto esta novedad no sobrepasará los límites relativos a la privacidad del ciudadano?

Por lo que sabemos a día de hoy, la DGT siempre sabrá dónde se encuentra ubicado tu coche, es decir, siempre sabrá a dónde vas. A pesar de que el objetivo de DGT 3.0 es mejorar los niveles de seguridad mediante el control total sobre todos los vehículos, existen ciertas dudas sobre la consecución de este fin, teniendo en cuenta la información de la que disponemos sobre esta aplicación, que:

  • No permite reducir la velocidad de los coches
  • No evitará que una persona conduzca bajo los efectos del alcohol
  • No evitará que una persona conduzca aun cuando no esté en condiciones para hacerlo, como, por ejemplo, si está cansada
  • No evitará que una persona deje de utilizar el móvil mientras conduce
  • No alertará sobre el estado del coche como el desgaste de los neumáticos, en su caso

Pero sí geolocalizará todos los vehículos y, por tanto, los conductores que van en él, permitiendo que estos reciban alertas sobre atascos con gran precisión y haciéndoles evitar zonas en las que haya tenido lugar un accidente recientemente.

Sin embargo, lo que realmente importa es que los accidentes de tráfico se producen, en su mayoría, por razones como el exceso de velocidad, conducir bajo los efectos del alcohol, despistes por cansancio, uso del teléfono móvil o el mal estado de los neumáticos. Llegados a este punto, y teniendo en cuenta que este proyecto no será capaz de combatir ninguna de las principales causas que propician los accidentes, podemos preguntarnos si desde el punto de vista de un juicio de proporcionalidad en relación con la protección de datos, es tan necesaria dicha intrusión en la privacidad del ciudadano hasta el punto de conllevar más beneficios que perjuicios para el interés general.

A este respecto, la DGT asegura que los datos se tratarán empleando medidas de seguridad (los datos serán anónimos). Sin embargo, eso no quita que nuestro vehículo y cada uno de nuestros movimientos sean registrados de manera constante y almacenados en una nube. Además, la DGT ha aclarado que dichos datos serán utilizados cuando existan riesgos para la seguridad, y que los empleados públicos tendrán acceso a los mismos.

Por tanto, por todo lo anteriormente expuesto, surgen ciertas dudas, en primer lugar, sobre si este proyecto cumplirá con el juicio de idoneidad, necesidad y proporcionalidad en sentido estricto y, en segundo lugar, sobre la validez de las bases de legitimación en las que se apoyarán los responsables de ese tratamiento desde el punto de vista de la privacidad de las personas y conforme a la normativa vigente en materia de protección de datos.

 

#DGT #Protecciondedatos #legaltech #privacy

 

Alba Moreno Belmonte

Consultor de Helas Consultores

       

 

Comments are closed.